Una fuga de gas causó el desalojo de 250 personas de la Clínica 36 del IMSS y la movilización de cuerpos de auxilio al sur de Monterrey.

Tres máquinas de Bomberos de Nuevo León acudieron a la lateral de la avenida, en dirección al poniente, a la altura de la avenida Alfonso Reyes.

Se informó que por cuestiones de seguridad, se suspendió el suministro de energía eléctrica en la zona.

La fuga aparentemente se registró luego que trabajadores de una empresa de gas perforaron la tubería, por lo que de momento se realizan labores para cerrar la válvula principal.

*Nota en desarrollo*